martes, 16 de febrero de 2010

Efemerides: 16.02.1835: Facundo Quiroga es asesinado en Barranca Yaco



Nació en La Rioja [1778] y murió en Barranca Yaco asesinado, el 16 de febrero de 1835.

Acusado de bárbaro por Sarmiento, conocido por el nombre de "Tigre de los Llanos", Quiroga jugó un papel prominente en la vida política de la Argentina (1818-1835).

Combatió contra la constitución centralista de Rivadavia, pero fue derrotado por los efectivos de éste, bajo el mando de Lamadrid. Sin embargo, por el año 1828, Quiroga controlaba las provincias norteñas desde Catamarca hasta Mendoza.

Se unió con otros caudillos bajo la firme determinación de establecer el federalismo, especialmente después de la ejecución de Manuel Dorrego (diciembre de 1828), de destruir las fuerzas unitarias comandadas por Lavalle, ahora gobernador de Buenos Aires.

Quiroga sufrió la derrota de manos del general unitario Paz, en La Tablada, el 23 de junio de 1829, y en Oncativo, el 25 de febrero de 1830.

Impedido transitoriamente de regresar, Quiroga vio el modo de pasar furtivamente a Cuyo en 1831 dirigiéndose rápidamente a Tucumán para hacer frente a las fuerzas unitarias que se hallaban bajo el mando de Lamadrid, desde que el general Paz inesperadamente había sido hecho prisionero en El Tío.

La batalla librada en La Ciudadela el 4 de noviembre de 1831, concluyó con la victoria de Quiroga y puso término a la guerra civil, pues Rosas había vencido simultáneamente a Lavalle en Buenos Aires.
En 1834 mientras Quiroga marcha al norte en misión pacificadora en la esperanza de que el poder y prestigio de que gozaba en el norte le permitirían impedir la guerra civil que se cernía amenazante entre los gobernadores de Tucumán (Felipe Heredia) y Salta (Pablo Latorre).

Cumplida su misión y de regreso a Buenos Aires, pese a al advertencias recibidas en el trayecto, es interceptado por una partida al mando de Santo Perez, el 16 de febrero de 1835 en el paraje cordobes conocidio como Barranca Yaco, donde es ultimado junto a casi toda la comitiva.

Desde un principio se atribuyó al crimen a una conspiración de los hermanos Reinafé, que en principio trataron de desviar las sospechas, intrigando contra Felpe Ibarra, Rosas y hasta Estanislao López, quien hasta entonces era su protector.
Rosas desde buenos Aires desenreda la intriga y pide la captura de los sospechosos. Las provincias interires delegan en Rosas la responsabilidad de juzgar a los involucrados.
El coronel Francisco Reinafé Reinafe escapó a la Banda Oriental, y los demás hermanos, junto a Santos Perez y otros participantes, fueron apresados y conducidos a Buenos Aires, donde se los somete a jucio y condena a muerte


Fuente: http://www.lagazeta.com.ar/facundo_quiroga.htm