miércoles, 1 de noviembre de 2017

ABGRA: En defensa de la profesión o del clientelismo político?? **

Hace un par de dias el presidente M.M. manifestó ante empresarios, sindicalistas, legisladores y juristas, entre otros, lineamientos generales de  un plan de gobierno integral a consensuar mediante  acuerdos con las provincias, sindicatos y el parlamento nacional.

Es en ese contexto que el presidente cuestionó severamente el gasto en  los  diversos estratos de las administraciones oficiales, provenientes del gasto político,  es decir de las erogaciones colaterales que conllevan los distintos espacios políticos para sustentar sus actividades partidarias.

En este sentido, señalo los supuestos excesos  en  la dotación de la  Biblioteca del Congreso (BCN); sugirió que no se debería gastar más de los recursos genuinos de cada organismo y que el estado no puede convertirse en “botín de la política”. Es decir una propuesta de aquí al futuro, habida cuenta que tenemos un estado insolvente.
Con relación  a la BCN, no sabemos quién o quienes  le proporcionaron  la información y si realmente esta plantilla se ajusta a la política de la entidad y en todo caso, no puntualizo las áreas de la superabundancia  mencionada.  Tampoco sabemos, de esa cantidad cuantos son bibliotecarios.

Como  sabemos en el último quinquenio, previo al 10.12.2015, no hubo en la argentina crecimiento del empleo privado. El estado  subrogó esas carencias  con ingresos, mayoritariamente digitados y apadrinados por los mandantes de turno.

A guisa de ejemplo del cuestionamiento invocado, existe  una agrupación política, forjada al calor de los dineros oficiales, de la cual hizo gala de dispendiosa  generosidad el primogénito del matrimonio que nos gobernó  durante doce años: la consigna eruptiva del vamos por todo  inundo la administración pública con sus adláteres.

En este contexto la lista celeste que conduce Abgra, mediante un comunicado sale a fijar posición y también a hacer una defensa (implícita) de la política anterior a la denunciada por el dictador MM. ; la  clientelar, esa en la cual el merito es la cercanía u obsecuencia al prebendarío de ocasión.

No salen a defender a los colegas o si… porque  los compañerxs de la BCN no  son asociados ni los representa Abgra; tienen  su propia organización (APL) gremial, y nadie sabe cuántos colegas trabajan en la BCN.

La celeste, se presento en sociedad…esperamos de esta algo más de profesionalismo y racionalidad, por sobre sus  lealtades sectoriales.

** Comisión Directiva entrante .Lista celeste.


Buenos Aires, 01.11.2017.-