miércoles, 28 de marzo de 2012

Libreros en paz con Taringa


Llegaron a un acuerdo que establece mecanismos de protección de los derechos de propiedad intelectual.
El portal argentino Taringa! y la Cámara Argentina del Libro (CAL) llegaron finalmente a un acuerdo que establece mecanismos de protección de los derechos de propiedad intelectual a cambio de que los editores desistan de la demanda judicial por la cual los responsables del sitio fueron procesados en octubre de 2011.

Así, Taringa proporcionará a la CAL una herramienta para que ellos mismos desactiven aquellos enlaces subidos al sitio que ofrezcan descargas de material protegido por derechos de autor. A su vez, la entidad que nuclea a los editores se comprometió a liberar aquellas obras que ya no requieren del pago de derechos y libros de autores o editoriales pequeñas para los cuales Internet es un medio de publicación y difusión en sí mismo.

El convenio, firmado este martes, tiene como fin la creación de un modelo de circulación de obras protegidas en el entorno digital que permita la confluencia de los intereses de los titulares de los derechos y los desarrolladores de sitios de Internet.

En octubre del año pasado, la Sala VI de la Cámara Nacional en lo Criminal y Correccional había confirmado el procesamiento de los propietarios de Taringa!, Alberto Nakayama, Matías y Hernán Botbol por haber incurrido en delitos que atentan contra la ley 11.723 de propiedad intelectual. La denuncia fue presentada por la Cámara del Libro y las Editorial Astrea, Ediciones de la Flor SRL, Ediciones La Rocca, Editorial Universidad SRL, Gradi SA, La Ley y Rubinzal y Asociados.

"La idea es avanzar en una instancia superadora y de colaboración, porque a diferencia de otras cámaras de la industria, nosotros no queremos que cierren el sitio; por eso a través de este acuerdo decidimos no judicializar más", explicaron desde la CAL y aclararon que aunque se abandonará la demanda, será la Justicia la que determinará si finalmente la causa por delito de acción pública termina archivándose.

"El acuerdo marco alcanzado entre las partes constituye un hecho inédito en la industria editorial argentina, en el sector digital y en las redes sociales locales, y permitirá sentar las bases para futuros entendimientos entre los actores involucrados en referencia a publicaciones de dominio público, autores noveles y ediciones descatalogadas", sostuvo la entidad de editores.

Fuente: RedUsers