viernes, 22 de octubre de 2010

Abgra: un sindicato putativo...#

  # Putativo, va: (Del lat. putativus).
El mensaje de referencia, cuyo texto completo reenvío,  fue publicado por el suscripto  el  01 de marzo del año en curso y me pregunto si aun tienen vigencia esos conceptos expresados hace 8 meses...
 
En Argentina existen dos gremios bibliotecarios.: Achabi, en la provincia del Chaco con Inscripción Gremial y Abgra, el único que posee Personería Gremial, es decir un sindicato con todas las atribuciones legales. [Ley 23.551]

Esto que parece una grandísima paradoja, es la verdad intangible porque Abgra es en la cotidianeidad un sindicato solo de derecho, pero no de hecho. O sea no desarrolla las actividades inmanentes a sus facultades. 
Para que se comprenda, la Columna vertebral de un gremio es el Convenio Colectivo de Trabajo, La entidad de marras no firmó ninguna norma Convencional, que tengamos cononocimiento en su medio siglo de existencia.  

De su ineficacia no es responsable su burocracia inercial, sino quienes por acción u omisión convivimos con esta inexpresiva entidad Asociacional.

Los Bibliotecarios Argentinos estamos a la buena de dios…? No, corrijamos, los que no laboran en negro o en carácter de monotribustitas, están indebidamente encuadrados- representados por organizaciones gremiales subrogantes; léase estatales, municipales, legislativas, docentes, o de entidades civiles, entre otras.

Es decir en ausencia de una organización auténtica que ejerza la representatividad de los trabajadores de la información, se dan las características señaladas.

Por esto cuando manifestamos que debemos darnos una organización Genuina para los Bibliotecarios, no estamos sino reafirmando una perogrullada; para así poder ejercer de pleno derecho la Misión que Abgra no quiso, no pudo, no quiere y No Siente. Finalmente compañeros/as y amigos/as: Este Bicentenario debe encontrarnos involucrados en la tarea de poner en funcionamiento  una entidad profesional que nos represente integralmente, y que esté inexorablemente al servicio de sus asociados.


Nosotros, los Bibliotecarios/as podemos  y debemos ser los artífices de nuestro destino.
  
 
Daniel Diaz
 

      adj. Reputado o tenido por padre, hermano, etc., no siéndolo.
 
Divulgado en los siguientes Foros: